¿Qué es el blockchain?



Blockchain puede entenderse dentro del mundo de las criptomonedas, siendo la base virtual de la economía centralizada en estas monedas virtuales. El blockchain facilita que no sea necesario un control externo por parte de terceros (países, estados o entidades), rehuyendo del control que no sea el realizado propiamente por la propia cadena. De esta manera, la necesidad de intermediarios o elementos externos de control, auditoría o validación son innecesarios, reduciendo la presencia en las transacciones económicas de bancos y entidades bancarias o financieras.

Blockchain puede definirse como una cadena de bloques informática que se centra en nódulos de diferentes usuarios (bloques) que mediante una red conexa encriptada mediante criptografía, que revisa, analiza, valida y certifica cada movimiento o transacción entre bloques, garantizando una seguridad de red elevada para sus propios usuarios.

Fuera del mundo de las criptomonedas los blockchain también presentan una elevada importancia, sobretodo en relación con bases de datos. Los blockchain pueden entenderse dentro de esta concepción de información como estructuras de datos en las cuales la información incluida se agrupa en conjuntos (bloques), bloques a los cuales se les añade metainformaciones relativas a otro bloque de la cadena (con temporalidad previa), y mediante la criptografía se obtiene una seguridad que evita la manipulación de cualquier elemento de la cadena (cada bloque, para poder ser modificado debe disponer de la validación de los bloques anteriores).
Con los blockchain se crea una fe notarial sin necesidad de elementos externos, y centra su génesis en la protección de la información y las transacciones dentro de la propia cadena.


Comparte esta publicación en:



¿Te ha gustado? Coméntanos

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos requeridos están marcados

1 + 3 =